lunes, marzo 10, 2008

Perfeccion









Tus manos
tan perfectas a mi cuerpo
desdoblan y descubren
los espacios
que escondi
de otros.


Foto tomada de www.espacioblog.com

10 comentarios:

Fulan@s dijo...

Doblar y esconder es una virtud mujeril... y un arma a nuestro favor. Saludos desde las sínsoras Amy...

Ser Aquí dijo...

Chica! Que nadie se entere! LOL.. saludos

Anónimo dijo...

Hello, Amy. Te recuerdo desde el rincón de las cosas sencillas, con la melancolía a cuestas por los enderos de la vida. Como siempre, has escrito un texto di-vi-no. Muacs !. Paco.

Jorge David Capiello-Ortiz dijo...

Amy para ti este trapo de casquillo:

Orogami

Figuritas de piel
no te desdobles
haste cisne
y vuela entre mis manos.

Griselle dijo...

FUE UN GUSTO VISITAR TU ESPACIO, VOLVERE.

ARLENE GRISELLE

Griselle dijo...

VOLVI PORQUE ME ENCANTO, LAS GRABARE EN MI MEMORIA

Amarilis Tavarez Vales dijo...

Hola, desde hace tiempo no le doy mantenimiento a mi blog, espero poder rescatar ese tiempo para darle carinno.

Fulan@s de mis amores, esconder y provocar la busqueda tambien es un buen juego. Gracias por su visita, es un honor companneros, ademas del carinno y la amistad que nos une.

Ser!!! Besos bella amiga, shhh, que nadie se entere pero que todos lo sepan.

Anonimo... te extranno. Estas enmi pensamiento y aunque mi presencia a veces parece ausente, estoy. Besos.

David, amigo, gracias por tus casquillos, siempre humeantes y fulminantes. Sabes que te quiero?

Grisell, bienvenida a mi pequenno espacio. Y que bueno que regresaste y que te gusto. Estuve por vuestras moradas, fui silente y de puntillas, pero disfrutando tus letras. Nuevamente, gracias!

lil' Tink ,· ¨ · . . * dijo...

Super! hasta me lo pudiera imaginar! Genial la imagen!
Saludos

Ana María Fuster dijo...

me haces falta amiga querida...

Poesía Enamorada dijo...

¡¡¡WOW!!! Amarilis... ¡Bravo!
He quedado en silencio con ls versos...

¿Qué palabras usar cuando las manos
desandan los caminos de la entrega
llenando tan perfectas los espacios?
No hay palabras usadas que nos sirvan
ni nuevas que nos valgan
para decir el gito de esas manos...

© 2008 Madeleine E. Belliard
26.10.08